domingo, 8 de noviembre de 2009

Un millón de muertos al año por malaria por no poder costear los tratamientos


El precio de las TCA obliga a la población a adquirir fármacos obsoletos para los que el parásito ya se ha hecho resistente.

Casi un millón de personas mueren cada año como consecuencia de la malaria por no poder pagar los tratamientos más efectivos y tener que adquirir fármacos obsoletos para los que el parásito de la enfermedad ya se ha hecho resistente, según las conclusiones de un estudio llevado a cabo por la organización Populations Services International Malaria (PSI) y presentado en Londres (Reino Unido) en la noche de ayer.

En dicho estudio, que analizó el plan de subsidio de dosis de 11 países de África, se tuvieron en cuenta la accesibilidad y los precios de las terapias combinadas con artemisinina (TCA), fabricadas por empresas como Novartis y Sanofi-Aventis.

Y en la mayoría de los países, las TCA sólo conforman entre un 5% y un 15% del volumen total de los tratamientos antipalúdicos en el mercado. Unas cifras, en palabras de Desmond Chavasse, director del PSI, “bastante convincentes dado que la mayoría de la población en África accede a los fármacos antipalúdicos a través del sector privado, donde los precios se convierten en una barrera crítica”. Así, mientras las TCA pueden costar hasta 11 dólares, otros medicamentos más viejos y menos efectivos pueden costar tan sólo 30 centavos de dólar.

Además, el mencionado precio de un tratamiento completo con TCA en adultos “puede suponer hasta 65 veces su salario diario”, según explicó Chavasse, lo que supone un “fuerte incentivo para que muchos pacientes acaben optando por el tratamiento equivocado”.

Como concluye el PSI, la mayoría de países en los que la malaria es endémica cambiaron hace tres años sus políticas de tratamiento con el objetivo de mejorar el acceso a TCA y frenar la resistencia de la malaria a otros fármacos en monoterapia. Sin embargo, en los centros públicos esta accesibilidad es aún menor del 20%.

Gracias a Jano.